7 Consejos para Preparar a su Hijo para Tener Éxito en Toda la Secundaria

La secundaria puede ser un momento de transición para niños y sus familias. A los estudiantes en esta etapa se les brinda más independencia, se les otorgan más responsabilidades y se les expone a dinámicas sociales más completas de las que están acostumbrados en la escuela primaria. En MLBLA, creemos que la secundaria es el momento perfecto para apoyar a los niños a desarrollar las habilidades que necesitan para triunfar en el futuro. 

1. Practique el manejo del tiempo en casa 

La secundaria es una etapa ideal para que los niños desarrollen habilidades de manejo del tiempo. Una manera de practicar es que hagan una lista de todas las cosas que deben y desean hacer cada semana, incluyendo tareas, dormir, comidas, actividades extracurriculares y pasar tiempo con la familia. Después, trabaje con ellos para identificar cuánto tiempo toma cada actividad. A partir de ahí, ellos pueden comenzar a crear su propio horario diario y aprender a equilibrar su trabajo escolar con sus otras actividades. 

2. Fomente la percepción de su hijo sobre su estilo de aprendizaje 

Una de nuestras creencias principales en MLBLA es que no hay una manera “correcta” para que los niños aprendan; por ello, nuestra metodología de aprendizaje basada en proyectos, admite los diferentes estilos de aprendizaje. Cuanto antes los niños entienden cómo aprenden, más pronto sabrán cuando necesiten apoyo adicional. Algunos ejemplos de diferentes estilos de aprendizaje son: social, auditivo, visual, físico, verbal, lógico y solitario. ¿Tiene una idea de cuál aplica para su hijo? Si es así, le recomendamos que se comunique con su hijo para asegurarse de que esté consciente de su estilo de aprendizaje y se sienta cómodo comunicándolo a sus compañeros y adultos. Un niño que pueda decir: “Realmente necesito ver estas ideas en imágenes para entenderlas”, está en una excelente posición para triunfar. 

3. Hable sobre límites 

La seguridad en la secundaria es una preocupación común para las familias, y es importante que los estudiantes sepan que ellos tienen la capacidad de establecer límites tanto en la escuela como en línea. Recomendamos que se siente con su hijo antes del año escolar y tenga una conversación sobre límites: ¿Qué palabras y acciones los hacen sentir incómodos? ¿Saben lo que pueden hacer o con quién deben hablar si un compañero o adulto dice o hace algo hiriente? ¿Está consciente de los límites comunes que tienen otros niños y cómo respetarlos? [Enlace a la publicación de blog sobre el bullying] 

4. Empiece a identificar al Dream Team 

El Dream Team es fundamental para la seguridad y crecimiento de los estudiantes en 

MLBLA. Se compone de un grupo de adultos en casa y en la escuela que están interesados en el éxito de su hijo. Durante el verano, les recomendamos pensar en quién podría ser parte de este equipo, ya sea un entrenador, un miembro de la familia, alguien de una organización religiosa o todos ellos. 

5. Identifique mecanismos para afrontar el estrés 

Debido a que el inicio de la secundaria es un periodo de transición con más independencia de la que los estudiantes puedan estar acostumbrados, el trabajar en técnicas de manejo del estrés puede ayudar a los estudiantes a manejar sus responsabilidades sin dañar su salud. Algunas técnicas de manejo del estrés adecuadas para niños son: 

● Respirar profundamente diez veces cuando aumenta el estrés. 

● Cuando una tarea o proyecto se siente estresante, dividirla en partes más manejables en lugar de intentar abordarla toda al mismo tiempo. 

● Tomar una pausa para hacer ejercicio o canalizar el estrés de una manera creativa como dibujar. 

6. Hable de liderazgo 

El liderazgo puede ser abstracto para los niños, así que a medida que se dirigen a la escuela secundaria recomendamos que lo haga parte de sus conversaciones diarias con su hijo. Un buen punto de partida es: ¿Quiénes son sus modelos a seguir? ¿A qué líderes admira más? ¿Quién en su comunidad, familia, y grupos de amigos ven como “líderes” y por qué? El tener estas conversaciones de manera regular, puede ayudar a los niños a establecer la conexión de que ellos también pueden ser líderes, sin importar su origen, tipo de personalidad o habilidades. 

7. Hable sobre fortalezas, intereses y áreas de oportunidad, sin juzgar. 

La secundaria es una etapa ideal de la vida para hacer que los niños piensen en cuáles son sus fortalezas e intereses, y cuáles habilidades desean desarrollar. En esta etapa les pedimos a los niños que estén conscientes de sí mismos sin ser autocríticos. Es la diferencia entre que su hijo diga: “soy malo aprendiendo otros idiomas; no debo ser inteligente” y “quiero aprender otros idiomas, pero me cuesta trabajo hacerlo”. En el primer ejemplo, el niño coloca un juicio de valor en sus habilidades; en el segundo, identifica un área de oportunidad y hace espacio para el apoyo que necesita. Puede empezar de manera sencilla: pregunte a su hijo cuáles son las 5 cosas que le gusta más hacer, y cuáles son las 5 cosas que menos disfruta y por qué. Etiquetar las actividades con las que batallan como “áreas de oportunidad” puede ser más empoderante que etiquetarlas como “debilidades”, al mismo tiempo que se fomenta un sentido de autoconsciencia y motivación para mejorar. 

Esté al pendiente para obtener más consejos e ideas de la comunidad escolar MLBLA suscribiéndose a nuestro blog o seguirnos en las redes sociales. 


Terrence Davis